OSTERNATUR Terapias Naturales integrativas en ASTURIAS

Tu salud es nuestra prioridad. Podemos y sabemos como ayudarte a alcanzarla


Deja un comentario

REMEDIOS, PARA LOS EXCESOS NAVIDEÑOS

comida_navidad_1400_620x413

     Las navidades, son unas fechas señaladas y que en ocasiones se esperan con impaciencia por diversos motivos, en las que aunque no nos lo propongamos, es habitual comer más de lo que debiéramos, a deshoras, trasnochar, beber en exceso  y muchas veces se sufren las consecuencias de comidas copiosas y abuso de dulces, marisco, carnes y todo ello sin apenas dejar descansar al organismo.

Pero si eres consciente de que no es muy saludable, pero tampoco quieres privarte de nada en estas celebraciones,  desde OSTERNATUR Centro holístico, te proponemos unas pautas que podrían ayudarte a minimizar estos síntomas propios de los excesos culinarios, como son los GASES, EL MALESTAR INTESTINAL, INFLAMACIÓN, PESADEZ, DOLOR DE CABEZA, CANSANCIO, ESTREÑIMIENTO/DIARREA, etc.

¿Qué podemos hacer?

  • Comer con moderación. Masticando bien los alimentos. Podemos disfrutar de todos los manjares que hay en la mesa, pero con prudencia y con una buena masticación. En ocasiones cuando estamos inmersos en un ambiente agradable, distendido, comemos más de lo que debemos y cuando nos damos cuenta de que estamos “llenos”, ya es demasiado tarde.
  • Resulta normal, beber una o dos copas de vino con las comidas. Pero debemos de evitar una alta ingesta de alcohol. Bebamos agua de calidad (pero no del grifo)
  • Posiblemente en alguna ocasión hemos decidido comer poco los días antes de éstas celebraciones. Incluso hasta podríamos haber hecho algún pequeño ayuno. Esto no es recomendable. Corremos el riesgo, de sentarnos a la mesa con ansiedad por alimentos y comer más de lo que debemos.
  • Es bueno, realizar ejercicio físico durante todo el año, pero en estas fiestas igualmente. Ejercicio físico moderado.
  • El resto de los días llevar una dieta saludable. Con abundancia de frutas, vegetales, productos integrales, legumbres. Evitando lácteos, refinados, fritos, dulces, exceso de sal, alimentos precocinados, preparados, comida basura.

Pero ¿y si todo esto fracasa? Y si al final comemos de todo, más de lo que debiéramos y nos sentimos hinchados, pesados, etc.

ALGUNOS COMPLEMENTOS  QUE PUEDEN AYUDARNOS.

PROBIÓTICOS Y PREBIÓTICOS

Pero, ¿qué son?:

LOS PREBIÓTICOS, son aquellos alimentos no digeribles pero que son beneficiosos para nuestro organismo gracias a la estimulación (alimento) que ejercen sobre varias cepas bacterianas del intestino grueso. Por tanto podríamos resumirlo, como que son un alimento para nuestras bacterias intestinales. Prebióticos son: la LACTULOSA, los FRUTOOLIGOSACARIDOS, la INULINA, etc. En especial la inulina es capaz de resistir la acidez del estómago y llegar a su destino, transformándose en alimento para nuestras bacterias.

LOS PROBIÓTICOS: Son alimentos que contienen bacterias vivas que son capaces de  llegar de esta manera al intestino, fortaleciendo por tanto el microbioma intestinal y  el  sistema inmunitario.

La toma de un buen complejo de PROBIÓTICOS con varias cepas de microorganismos formadores de colonias y que contengan PRE-BIÓTICOS como los F.O.S. (frutooligosacaridos) o la inulina, desde unas semanas antes y hasta unas semanas después, fortalecerá la flora intestinal y por tanto seremos capaces de gestionar de una forma más eficiente, los excesos gastronómicos

ENZIMAS DIGESTIVAS.  Las enzimas, “rompen” los polímeros presentes en los alimentos, en moléculas más pequeñas, para que sean más biodisponibles y por tanto sean más absorbibles. Sin ellas, no podríamos asimilar los nutrientes. Actúan sinérgicamente con el propio sistema enzimático del cuerpo apoyando una función digestiva saludable, facilitando la digestión de hidratos de carbono, proteínas y grasas.

     Las enzimas, se dividen en tres grupos principales PROTEOLÍTICAS (ayudan a que las proteínas se desglosen en aminoácidos), LIPOLÍTICAS (la lipasa ayuda a que las grasas se metabolicen en ácidos grasos y glicerol) y AMILOLÍTICAS  (amilasa, que ayudan a que los carbohidratos y el almidón, se degraden en azúcares simples). Además de estos grupos principales, existen otras enzimas naturales, que ayudan en múltiples actividades: LIPASA, BROMELINA, LACTASA, CELULASA, etc.

Si tenemos la precaución de ½ hora antes de sentarnos a la mesa tomar un buen complejo de enzimas digestivas en cápsulas, posiblemente consigamos una mejor digestión y menor sintomatología digestiva, como hinchazón, pesadez, gases, etc.

CARBÓN VEGETAL ACTIVADO de coco preferiblemente. Es capaz de “atrapar” entendiendo como fijarse, gas, otros tóxicos y bacterias en el intestino, favoreciendo su eliminación a través de las heces. Incluso llega a recomendarse en intoxicación y envenenamiento alimentario. No obstante, deberemos de utilizarlo de forma puntual y no como remedio diario. Unos hábitos de alimentación saludables diariamente, son  el mejor remedio para conseguir unas buenas digestiones y por ende un sistema inmunitario fuerte.

CROMO Es un mineral traza que generalmente se presenta en forma de “picolinato”,  picolinato de cromo. Contribuye, entre otras propiedades, a disminuir los niveles de glucosa en sangre, así  como a  que la insulina se encuentre equilibrada. Es por tanto recomendable  en problemas de salud como la diabetes tipo 2.

Pero en el caso que nos ocupa, podría ayudarnos a modular y evitar esos picos de insulina en sangre que nos incitan a seguir comiendo dulce.

Otros suplementos que podrían ayudarnos:

BOLDO, es diurético, antioxidante, hepatoprotector y ayuda en las indigestiones,

CARDO MARIANO Ayuda a regenerar el hígado, es de utilidad, en las intoxicaciones alimentarias.

HINOJO, ANIS VERDE Y COMINO útiles en problemas estomacales, digestiones lentas, gases, atonía intestinal. Sobre todo el hinojo, cuyo aceite esencial “anetol”, es responsable de la acción antifermentativa y carminativa de esta planta. El anís verde, también presenta una acción antiespasmódica, calmante y reductora de gases intestinales

MENTA, es utilizada entre otras muchas propiedades, como antiespasmódica intestinal y refrescante

MANZANILLA con un bioflavonoide la apigenina que le hace interesante por su efecto demulcente, muy útil para calmar el estómago inflamado, calma las membranas mucosas dañadas e inflamadas y por lo tanto muy útiles en gastritis.

Infusiones de alguna de estas plantas, según el caso, podrían también ayudarnos a conseguir unas mejores digestiones

También queremos hablaros de los radicales libres o especies reactivas ROS. Son moléculas excesivamente reactivas, producto del metabolismo celular, tanto por la lucha contra virus o bacterias, etc. Como por agentes externos, polución, tabaco, respirar aire contaminado, etc.

Una alimentación excesiva, alimentos difíciles de digerir, como las grasas saturadas, azúcares, alcohol, comida en exceso, deporte en exceso ( en otro articulo hablaremos de la importancia de los suplementos ortomoleculares, en la práctica deportiva profesional o amateur)  y como pueden ayudarte mediante una propuesta adecuada como la que podemos hacer en OSTERNATUR (durante años nos dedicamos al deporte profesional). Pues bien, todas estas situaciones y otras muchas, generan ROS (especies reactivas de oxígeno) por cierto, pueden verse muy bien en microscopio de campo oscuro y de campo claro o sangre coagulada (HLB). Estas moléculas,  literalmente “oxidan” otras células adyacentes a ellas,  al “robarles un e- de su corteza.

Por lo tanto resulta adecuado un buen complejo ANTIOXIDANTE, con sustancias que eviten estos estados precursores de inflamación, envejecimiento y por tanto patológicos. Como la QUERCETINA, ÁCIDO ALFA LIPOICO, SELENIO, BETACAROTENOS, VITAMINA A Y E, etc.

Estos consejos podrían ayudarte a disfrutar de una gastronomía navideña.

DESPUÉS DE ESTAS FIESTAS, EN OSTERNATUR OS SUGERIREMOS QUE PODEMOS HACER PARA “RECUPERARNOS DE LOS EXCESOS NAVIDEÑOS”

 


Deja un comentario

Probióticos: aliados de la salud — “Que tu alimento sea tu medicina”

¿Qué son los probióticos? El término “probiótico” viene del griego y significa “a favor de la vida”. Fue acuñado en 1965 para definir las sustancias secretadas por algunos microorganismos que estimulan el crecimiento de otros microorganismos, en oposición a los “antibióticos”. En 1974, se cambió la definición y se extendió a “los organismos y sustancias […]

a través de Probióticos: aliados de la salud — “Que tu alimento sea tu medicina”


Deja un comentario

PURGA HEPÁTICA CON ACEITE DE OLIVA

También conocida como la limpieza hepática de ANDREAS MORITZ. Es un remedio popular para eliminar cálculos biliares. Se trata de ingerir un vaso de aceite de oliva virgen extra /250 cc), mezclado con el zumo de un cítrico, generalmente limón o pomelo. Junto a a la ingesta de sales de Epson (sulfato de magnesio), que actúa como un purgante intestinal y abundante cantidad de zumo de manzana ecológica o de cápsulas de ácido málico.

Habitualmente, quienes la realizan, manifiestan la expulsión de grandes cantidades de “cálculos biliares.

https://asturiasparbiomagnetico.files.wordpress.com/2017/04/78540-18limpiezadecarlosblog.jpg

    Sin embargo, lo que estas personas, consideran cálculos biliares, son complejos saponificados de minerales, aceite de oliva y zumo de limón de consistencia blanda y producidos dentro del tracto gastrointestinal.

      En opinión de varios expertos con criterio naturista, no es recomendable precisamente, para pacientes o personas con cálculos biliares. Aunque profesionales de la salud, la recomienden, incluso varias veces seguidas. A este respecto quiero decir, que yo la he hecho y que a este centro, han llegado personas que decían encontrarse “mal” después de que la hubiesen llevado a termino. Otros mantenían que se encontraban perfectamente.

      Al ingerir grandes cantidades de aceite de oliva virgen, se produce una contracción de la vesícula biliar, lo que incrementa las posibilidades de que una piedra quede bloqueada en el conducto biliar, lo que podría ocasionar una colecistitis, requiriendo cirugía inmediata para solucionar el problema.

     Esto no quiere decir que no pueda utilizarse como medio de realizar una depuración hepática. Aunque hay medios mucho más “amables” y con menos riesgos. Yo solamente la recomendaría, previa ecografía hepatica y biliar. Igualmente, las sales de Epson, son un purgante intestinal, que a parte de tenernos todo el dia sentados en el inodoro, produce irritación de la mucosa intestinal.

lAS TÉCNICAS NATURALES QUE APLICAMOS, NO SUSTITUYEN NI EXCLUYEN LA ATENCIÓN O EL TRATAMIENTO MÉDICO O FARMACOLÓGICO CONVENCIONAL, PRESCRITO POR PROFESIONALES SANITARIOS


Deja un comentario

CANDIDIASIS

  • El 75% de las mujeres sufre vulvovaginitis por infección micótica alguna vez en su vida
  • en el 90% de los casos se trata de Candida albicans (VVC)
  • el 45% de estos casos sufre al menos una recidiva
  • el 10% de las mujeres en edad adulta sufre varias veces vulvovaginitis por cándida durante el año (VVC recurrente)

Fuente: CDC Sexually Transmitted Disease – Treatment Guide Lines 2014

 

 

     La candidiasis es una infección causada por una levadura de la familia de las Cándidas. Existen unas 150 especies  de cándidas distintas. Por ejemplo, la Cándida Kruse, Cándida Glabrata, Cándida Tropicalis, Cándida Parapsilosis etc. Sin embargo, la más común en nuestro organismo es la Cándida Albicans.

     Las levaduras, conviven con nosotros y se encuentran en nuestra piel, en el sistema digestivo y en el sistema genitourinario. Su función, consiste en absorber cierta cantidad de metales pesados para que no entren en la sangre,  nos ayudan a degradar restos de carbohidratos mal digeridos, y junto con las bacterias mantienen nuestro equilibrio intestinal y el pH. La flora intestinal al igual que la vaginal, nos ayudan a tenerlas bajo control.

    Sin embargo, ciertos factores externos e internos, pueden ocasionar que ese equilibrio entre nuestra microbiótica “buena” y la “mala” como las cándidas, se desequilibre en favor de esta última. Estos factores, pueden ser.

  • El consumo de azúcares y carbohidratos refinados.
  • El consumo habitual de agua del grifo. El cloro puede destruir la flora intestinal y el flúor deprimir nuestro sistema inmune.
  • Uso de antibióticos, cortisonas y hormonas sexuales. Evitemos automedicarnos
  • Embarazo: Durante esta etapa los niveles de progesterona aumentan, induciendo a las glándulas endometriales a producir glucógeno, lo cual favorece el crecimiento de las Cándidas vaginales. Por otro lado, unos niveles altos de progesterona pueden provocar resistencia a la insulina, causando un exceso de glucosa en la sangre y favoreciendo el crecimiento de las cándidas.
  • Estrés continuo,
  • Disminución de nuestras enzimas digestivas, del ácido clorhídrico y falta de nutrientes

Los efectos que podrían estar detrás de una infección por el hongo cándida, podrían ser muchos y muy variados

Es necesario recalcar, que aunque estemos viendo una candidasis vaginal o en cualquier otro lugar, su origen suele ser intestinal:

FATIGA MALESTAR GENERAL DOLORES DE CABEZA DISTENSION ABDOMINAL
DIARREAS/ESTREÑ. INDIGESTIÓN ARDOR ESTOMACAL DESEO DE COMER DULCES
DEPRESIÓN MAREO RETENCION DE LIQUIDO INSOMINIO
INFECCIONES CRONICAS ALERGIAS PICOR ANAL AFONIA
CONGESTION NASAL PROBLEMAS UÑAS AHOGO MOLESTIAS OCULARES
HIPOTIROIDISMO DEPRESION ANSIEDAD ANEMIA INTESTINO IRRITABLE

    La propuesta desde la naturopatia, para evitar y controlar su proliferación, pasa por distintas fases:

  • En una primera fase, se hace necesario DEBILITARLA, por lo tanto evitaremos todos aquellos alimentos que la favorecen. Igualmente, es necesario el aporte de distintas sustancias de origen natural que ayuden a compensar aquellas carencias que podamos presentar. Por lo tanto, deberemos de valorar si se hace necesario la ingesta de Enzimas digestivas, de betaina  hidroclorada, de un buen complejo multinutriente, o de  plantas y aminoácidos con función drenadora.
  •  En una segunda fase y una vez que la cándida se encuentra debilitada, será necesario introducir antifúngicos de origen natural para combatirlas. Igualmente continuaremos con la dieta específica diseñada en la primera fase.                                Durante esta etapa, puede aparecer síntomas desagradables, como malestar general, dolores articulares, y empeoramientos de los síntomas propios de la infección por cándidas. Esto es normal, la cándida al ser destruida, produce sustancias que originan distintos síntomas
  • En esta tercera fase, ya habrán remitido parte de los síntomas que en un principio presentábamos. Es por tanto, el momento de introducir los nutrientes necesarios para reequilibrar la flora intestinal.
  • Ya en la última fase y una vez que la infección ha remitido, de que la flora intestina se encuentra equilibrada y nuestro organismo ya dispone de los nutrientes necesarios, podremos introducir nutraceuticos reparadores de la pared intestinal.

El par biomagnético , utilizado con profesionalidad y conocimiento, es otra herramienta muy válida y que unido a los consejos anteriormente mencionados nos ayudaran en el proceso de control de la candidiasis.

     Es importa, dirigir la atención hacia el control del ESTRÉS. Actualmente, el ritmo de vida que nos obligamos a seguir, la excesiva presión laboral, los conflictos laborales, el estilo de vida que llevamos, etc. Perjudican nuestra salud.

     En ocasiones y motivado a la resistencia del hongo, o  a su  estado de cronicidad, es necesario recurrir a remedios isopáticos. Remedios basados en las teorías del Dr. Ederlein y del pleomorfismo.

     Estos preparados, funcionan cambiando la evolución de los  microorganismos nocivos de nuestros fluidos corporales, por formas no agresivas, lo que se consigue, al  modular  su PH y la conductividad eléctrica. Gracias a la microscopia en campo oscuro, la observación de  una gota de sangre sin coagular, nos va a permitir discernir el estado de acidez/alcalinidad y en qué estado de evolución se encuentra el ENDOBIONTE.

    El uso de preparados “anticandidas” del tipo que sean, alopáticos o naturales. Y que podamos utilizar para las distintas manifestaciones del hongo (vaginal, bucal, dérmico, intestinal, etc.) si no van acompañados de un protocolo completo, en el que prestemos un especial antencion al sistema digestivo, a las carencias nutricionales, a los alimentos incompatibles, a la reequilibracion general, al estrés, al estado ácido/alcalino, etc. Eliminará momentáneamente la síntomatología, pero no resolverá el problema. Probablemente en un epacio de tiempo relativamente corto, aparecerán sintomas similares a los anteriormente descritos.

        Oscar R. Muñiz

  Naturópata en Asturias

666425061   oscar.muniz@telecable.es

Todas las recomendaciones aquí descritas, no pretenden suplir el diagnóstico o tratamiento médico que el cliente decida seguir. O su médico


Deja un comentario

LA IMPORTANCIA DE LA ALIMENTACION

                        Sin título

Información extraída del Diario El Comercio de Gijón

 

Amelia Carro, en la consulta de Cardiología de Jove. / P. CITOULA

«El riesgo de sufrir un infarto no está en los genes sino en las neveras»

  • «Un 20% de los niños no hace ejercicio físico y eso es grave porque se convertirán en adultos con problemas coronarios»
  • Amelia Carro Cardióloga en el Hospital de Jove, miembro del Grupo Europeo de Cardiología Deportiva y premio Doctoralia

     Amelia Carro (Candás, 1981), cardióloga del Hospital de Jove especializada en cardiología y deporte, acaba de recibir por segunda vez el ‘Travel Grant Winner’ por su labor editorial en el grupo de Investigación del Hospital de St George’s, de Londres. Carro colabora con esta institución inglesa desde 2010, tras trabajar allí un año. También forma parte del grupo de médicos asturianos recientemente reconocidos con los premios Doctoralia Awards 2015, donde fue elegida como la segunda mejor cardióloga del país e integra el comité deportivo que organiza cada año la maratón de Londres.

Empecemos por la muerte súbita de la que cada vez se conocen más casos. ¿Es un trastorno en aumento?

La muerte súbita es un tema vinculado principalmente a quienes nacen con una cardiopatía congénita. Son personas que tienen el umbral de riesgo coronario algo más bajo que el resto de la población general. Sufren una suerte de desequilibrio entre lo que su corazón puede aguantar y el esfuerzo al que lo someten.

«Nos acordamos tarde de nuestro corazón. Es como el que llega a presidente sin saber inglés» «Hay personas ‘enganchadas’ a los entrenamientos y eso no es bueno»

¿Se puede tratar?

Sí. De hecho, es como una patología más, el problema es que muchas veces los afectados no le dan la importancia que realmente tiene.

¿Suele darse más en deportistas?

No, lo que ocurre es que son las personas que hacen deporte las que someten a su corazón a un esfuerzo mayor, de ahí que muchos casos de muerte súbita se den en este sector. También ocurre en situaciones de sobre entrenamiento, de las que vemos cada vez más casos.

¿Lo dice por las modas del running o el gym?

Lo digo porque estamos teniendo cada vez más casos de personas ‘enganchadas’ a los entrenamientos. Como profesional de la medicina estoy a favor del deporte y de evitar el sedentarismo, pero entrenar en demasía sino se trata de deportistas de élite no es bueno para el corazón.

¿Por ejemplo?

Hay personas a las que veo salir a correr a las siete de la mañana, que a lo mejor no han descansado bien y que luego de hacer esa especie de maratón afrontan una jornada laboral de muchas horas y mucha tensión. Esa combinación no es buena.

Pero el deporte, ¿no es bueno para la salud?

Es bueno si se hace de forma moderada y adaptada a cada persona. El problema es que muchas veces llegamos algo tarde a eso de cuidarnos. Nos acordamos de nuestro corazón cuando nos da un susto a los 40 ó 50 años. Es como el que llega a presidente del gobierno y se da cuenta de que no sabe inglés, no es momento de estudiar idiomas cuando ya se es presidente, eso había que hacerlo antes.

O sea, que llegamos tarde e infartados a consultas como la suya.

Algo así. La gente, en general, sigue sin saber comer de manera saludable y eso acaba afectando de forma negativa a nuestros corazones.

¿De qué abusamos?

De la sal, de las malas comidas, de las grasas… Esas son cosas que se aprenden muy bien de pequeños, por eso es importante introducir todas estos temas en los colegios. Porque el riesgo de sufrir un infarto no está en los genes sino en las neveras. Está relacionado en gran medida con el estilo de vida.

¿Y dónde queda lo de fumar, la tensión alta y el colesterol?

Forman parte de un todo. Son todos factores que actúan como agresores del corazón y entre los que agregaría tanto el estrés físico como psíquico, así como el sedentarismo y la obesidad. Pero yo no le puedo decir a una persona que se acaba de divorciar o que está en paro que deje de fumar o que empiece a llevar un régimen de comidas porque seguramente no me hará ni caso. Es un error encasillar a los pacientes porque cada persona tiene unas circunstancias diferentes.

¿Y qué hay que hacer?

Hablar con ese paciente para saber porqué ha llegado a esa situación. A lo mejor es por fumar y comer mal, pero posiblemente concurran otras causas. Los médicos tenemos que oír más e informar mejor. A mí me gusta explicarles hasta el informe de alta, que muchas veces ni llegan a entender o, siquiera, a leer.

Ah, ¿sí?

Si. Hicimos una encuesta y detectamos que hasta un 30% de los pacientes infartados se iban de alta sin haber leído el informe. Luego, de los que decían que lo habían leído, en seis de cada diez ocasiones no llegaban a entenderlo. Si un paciente se va del hospital sin entender lo que se le prescribe, mal va a poder cumplir con las recomendaciones.

Decía que es bueno hacer deporte, ¿cuánto y de qué tipo?

Si una persona no está acostumbrada a hacer ejercicio tiene que empezar poco a poco y siempre haciéndose un reconocimiento médico previo. Italia es el único país donde desde 1981 es obligatorio hacerse un chequeo para participar en una competición deportiva y es el único sitio donde la muerte súbita descendió.

O sea, que eso de empezar a correr de hoy para mañana, ¿malo?

Es mejor ir de a poco. Solemos aconsejar que se inicien con caminatas con cierta intensidad y con ropa y calzado adecuados. Recomendamos 5.000 pasos al día o bien 150 minutos a la semana o 30 a 45 minutos al día tres o cinco jornadas a la semana.

¿Cómo especialista del corazón, qué es lo que más le preocupa?

El aumento de infartos en gente muy joven, hablo de personas de 30 años, y también la elevada obesidad infantil. El 20% de los niños no hace ejercicio físico y esos serán adultos con problemas coronarios, seguro


Deja un comentario

LAS VITAMINAS Y OMEGA 3 PROTECTORES

LAS VITAMINAS Y LOS OMEGA 3, PROTEGEN DEL ALZHEIMER

Así, lo acaba de revelar un nuevo trabajo publicado en NEUROLOGY, órgano de la Academia Americana de Neurología, tras analizar a 104 personas con una edad media de 87 años y pocos factores de riesgo de padecer problemas cognitivos tras hacérseles análisis de sangre, test de memoria y habilidades cognitivas y resonancias magnéticas. Una alimentación rica en vitaminas y ácidos grasos omega 3, reduce el riesgo de sufrir Alzheimer. En cambio ingerir grasas trasn, reduce el volumen cerebral y hace perder memoria, según consta en el mencionado informe. Las grasas trasns, se forman en el proceso de hidrogenación de las grasas, al solidificarlas para poder agregarlas a diferentes alimentos. Se encuentran principalmente en la margarina, la bollería y pastelería industrial, los fritos y de forma natural, en pequeñas cantidades en la grasa corporal de los rumiantes y en la leche. Y se sabe que aumentan la concentración de lipoproteínas de baja densidad (LDL), disminuyendo las de alta densidad (HDL) e interfiriendo en la síntesis de Omega 3 y en el equilibrio de las prostaglandinas, aumentando el riesgo de sufrir sobrepeso, obesidad, problemas cardiovasculares y hepáticos, etc. Ya en 1994, expertos de la Universidad de Harvard, habían constatado que quienes consumen de forma habitual grasas parcialmente hidrogenadas y por lo tanto ricas en acidos grasos Trans, tenían casi el doble de posibilidades de sufrir un infarto, que las que no las consumen. Y más recientemente el profesor Darius Monzffarian, epidemiólogo de la mencionada universidad, revelaba, en un artículo publicado en The new Englando Journal of Medicine, que incluso la ingesta de apenas un 2% de grasas trans al día, incrementaba de forma considerable el riesgo de cardiopatías. Así mismo, se ha comprobado que aumentan la concentración en sangra de la proteína C reactiva, indicadora de inflamación y disfunción celular en el organismo.

                                 No tome ningún suplemento, sin la recomendación de un profesional de la salud cualificado